header image
 

Cuando la plaza quedó en tierra de nadie

POTSDAMER PLATZ Y LEPIZIGER PLATZ

Potsdamer Platz se inició en 1685 como un punto de comercio, justo en el límite externo de la ciudad, al final del camino que conducía a la ciudad de Potsdam, situada a 25 km al sur de Berlín. Más que una plaza era un nodo al que convergían varias rutas en forma radial. Frente a ella se ubicaba Leipziger Platz, esta sí dentro de Berlín. Para 1823 se ejecutó un nuevo diseño que embellecía ambas plazas, y se creó la Puerta de Potsdam.

Posteriormente los ciudadanos más pudientes de Berlín empezaron a construir sus villas y pequeños palacios en torno a Potsdamer Platz, seguidos por las embajadas. En 1838 se inaugura una modesta estación de tren que se expandiría con los años hasta ser un importante nodo ferroviario.

Para 1850 Berlín había crecido notablemente, al punto de ser la tercera urbe más importante del mundo después de Londres y Nueva York, y Postdamer Platz era el corazón de la ciudad, lleno de comercios, cafés, hoteles. Al final del siglo XIX el paisaje urbano estaba repleto de caballos, carruajes, tranvías y transeúntes circulando alrededor de esta zona.

En el siglo XX la aparición del automóvil conllevó a un congestionamiento de este nodo, por lo que se en 1924 instaló aquí el primer semáforo de Europa.

   

A inicios de los años 30s se completó la tienda Columbushaus, construida en lenguaje moderno por el arquitecto Erich Mendelsohn, que era una subsidiaria de la francesa Galeries Lafayette. El edificio se convirtió en una de las obras paradigmáticas del racionalismo arquitectónico. En él se muestra un nuevo estilo tipológico, esclareciendo las relaciones entre expresionismo y racionalismo y demostrando las posibilidades ofrecidas sobre el plano práctico por la nueva arquitectura. Pertenece a la tipología de los edificios comerciales civiles, que el racionalismo no había llegado a afrontar hasta el año 1929. Consta de una planta baja destinada a tiendas, de un primer piso con un restaurante y otros siete para oficinas, y de un último piso que contiene un restaurante panorámico. La planta tipo contiene en el centro un doble grupo de escaleras y ascensores, más otras escaleras de servicio ubicadas en las esquinas del edificio. Fuera de estos obstáculos, la planta tipo quedaba libre para adaptarse a las más variadas disposiciones. La estructura portante era de acero, y al estar retranqueadas las columnas la fachada quedaba exenta, con bandas macizas continuas horizontales que alternaban con ventanas con la misma morfología. El forjado de cubierta era una lámina plana, que apoyaba también en soportes recedidos, creando una zona de claroscuros. Mendelsohn procede mediante simplificaciones hasta llegar a esta obra donde el lenguaje racionalista predomina sobre el expresionista. Es la capacidad de Mendelsohn para componer los elementos geométricos con otros de carácter más libre lo que le permite realizar el detalle más feliz de la conformación, el lado curvo.

Los bombardeos de la Segunda Guerra Mundial redujeron a escombros la Potsdamer Platz. Tras la ocupación de la ciudad por parte de los aliados, la plaza quedó en el área donde se dividían los protectorados soviético y norteamericano.

El edificio de la Columbushaus quedó en el sector Soviético, reutilizándose por el gobierno de la RDA como una comisaría de policia. El 17 de junio de 1953, con la Sublevación en Alemania del Este, el edificio es asaltado y quemado por los manifestantes, convirtiendo al edificio en una ruina.

   

En 1961, con la construcción del Muro, el edificio de la Columbushaus se demolió, utilizándose parte de su estructura de acero en otras construcciones. El muro de Berlín hizo que la Potsdamer Platz quedase en “tierra de nadie”, siendo imposible su utilización pese a estar muy próxima a la principal avenida comercial de Berlín Este.

   

Tras la caída del muro se comenzó a rehabilitar Potsdamer Platz, consiguiéndose en el transcurso de menos de una década. Potsdamer Platz tenía el potencial para simbolizar la unión de las dos mitades de Berlín. Antes de la reunificación alemana, la compañía Daimler-Benz adquirió unos terrenos en el lado occidental de la plaza donde planeaba construir una sede, pero tras los acontecimientos los planes de la compañía cambiaron.

En 1991 el gobierno convocó un concurso internacional del que surgió ganador el estudio muniqués de Hilmer y Sattler, que favorecía una propuesta de baja densidad, sin rascacielos, parecida al Potsdamer Platz de los años 20. Sin embargo, algunos miembros del jurado, como Rem Koolhaas, criticaron abiertamente la elección, tildándola de “una concepción urbana reaccionaria, provinciana y amateur”. En esto coincidían los principales inversores del sitio, como Daimler-Benz, Sony Berlín Hertie y ABB, así que particularmente contrataron al renombrado maestro ingles Richard Rogers para un nuevo plan. El senado debatió ambas propuestas, y finalmente optó por la de Hilmer y Sattler.

 

En 1993, se convocó a un concurso internacional para desarrollar el detalle de la propuesta de Hilmer y Sattler en el que participaron, además de Rogers, Renzo Piano, Rafael Moneo, Arata Isozaki, Hans Kollhoff, Ulrike Lauber, entre otros, y en el que resultó ganador en maestro italiano, quien trabajó conjuntamente con Christoph Kohlbecker.

    

Potsdamer Platz se asienta un terreno irregular cuyo ingreso principal se encuentra en la confluencia de la Potsdamerstrasse (una avenida que corre de oeste a este y que luego se transforma en la Leipzigstrasse) con la Ebertstrasse, que corre de norte a sur. En la intersección de ambas nace un gran parque lineal vecino a la calle Likstrasse, que define el la fachada este y más importante del conjunto. Hacia el oeste del mismo, se yerguen las llamativas formas del Kulturforum, y hacia el sur el límite es definido por el paseo Reichpietshufer, que acompaña el serpenteante curso del canal Landwehr.

El barrio de 500,000 m2 está compuesto por 19 edificios y 10 calles. La propuesta de Piano incluyó una variedad de usos: 56% oficinas, 19% vivienda, 11% comercio, 9% hoteles y 5% cultural. Para garantizar variedad en el conjunto, se invitó a los otros estudios a que colaboraran con proyectos arquitectónicos.

La propuesta de Piano considera dos piazze al inicio del conjunto, dos espacios trapezoidales que se hallan cerca a la plaza octogonal Leipzig, también restaurada aunque no parte del plan. Precisamente frente a estas plazuelas se encuentran las torres más altas, cuyas agudas esquinas definen el ingreso al conjunto, comportándose como puertas urbanas.

Potsdamer Platz se convirtió en el solar en construcción más grande de Europa. La reconocida eficiencia alemana permitió culminar este coloso en apenas cuatro años, a pesar de contar con dificultades geológicas, con un suelo arenoso y una alta freaticidad que permitía encontrar agua a apenas 3 metros bajo el suelo, dada la cercanía al canal. No importaba si drenaban el agua del terreno, inmediatamente se volvería a filtrar, por lo que ya que era muy tedioso y complicado trabajar en un terreno pantanoso, decidieron inundarlo todo y trabajar bajo el agua, logrando mayor movilidad. Era entonces muy común ver a los constructores usando equipos de buceo, y sumergiéndose hasta 20 m bajo el agua.

 

Para ello excavaron lo más posible hasta que el agua se volvió pantanosa, y posteriormente rompieron el muro del canal, creando un lago artificial de 7 hectáreas, que sería parte del paisaje de la construcción por 4 años. Luego, usando barcazas empezaron a perforar el terreno haciendo el lago más profundo. Posteriormente otra barcaza funcionó como una fábrica de cemento, y una tercera barcaza era una perforadora que se utilizó para plantar los pilotes que conformaron la estructura del conjunto. En algunos casos para sostener los edificios de 100 m de alto tuvieron que excavar hasta 230 m hasta encontrar un suelo consistente. Para resolver el problema del acarreo de materiales y el retiro de escombros se creó una red vial especial subterránea de 2.5 km. que permitió que el tráfico de Berlín central no se viese afectado.

– HOTEL ESPLANADE:

El Hotel Esplanade fue construido entre 1907 y 1908 según un proyecto de Otto Rehnig, arquitecto del cercano Hotel Excelsior. El estilo arquitectónico, con su fachada de arenisca ricamente ornamentada,  siguió los preceptos de la Belle Epoque, mientras que el interior, diseñado en un estilo palaciego, incorporó elementos neobarrocos y neorococó.

El hotel poseía numerosos vestíbulos de gran magnificencia, como el Kaisersaal (Sala del Emperador), que se distribuían entorno a un patio con un jardín de 1600 m2 diseñado por el arquitecto Willi Wendt. En los “dorados años veinte”, el hotel Esplanade se convirtió en escenario de distinguidos bailes que se transmitían regularmente por radio. Estrellas como Charlie Chaplin o Greta Garbo estuvieron aquí.

En invierno de 1944 – 1945, el hotel fue desruido por los bombardeos que atacaron el antiguo próspero centro neurálgico de Potsdamer Platz. Las únicas partes que consiguieron conservarse fue la Kaisersaal y la Sala de desayuno, junto con la escalera y la lavandería. Tras la guerra fueron restauradas las distintas partes formando el “Edificio Esplanade”. La Sala de Plata fue rediseñada decorando las paredes y el techo con plata, y adornando las columnas con figuras y diseños abstractos. Así pues, entre los dispersos escombros, el Esplanade volvió a convertirse en un activo centro público, utilizándose en la década de los 1950 como un restaurante, sala de bailes o para desfiles de moda. Sin embargo, cuando en 1961 el Muro de Berlín se erigió a pocos metros del Esplanade, el programa de actividades fue inmediatamente reducido. Hasta la caída del Muro, el Hotel Esplanade fue utilizado para realizar grabaciones de distintas películas, como Cabaret (1972) o Cielo sobre Berlín (1987).

Con la reunificación alemana, los restos del hotel han sido conservados y declarados como monumento histórico. Sin embargo, con la construcción del Sony Center, fue necesario trasladar la “Kaisersaal” unos 75 metros e integrarlo dentro del propio Center. La Sala del desayuno se desmanteló en 500 piezas para posteriormente recolocadas en el Café Josty.

– SONY CENTER:

Proyecto: Sony Center
Dirección: Potsdamer Platz, Berlín
Tipología:
Autor: Helmut Jahn
Año del proyecto / Construcción: 1993 / 2000
Bibliografía:
Localización 

El Sony Center fue diseñado por Helmut Jahn, terminándose las obras en el año 2000. En este gran complejo se localizan tiendas, restaurantes, un centro de conferencias, hoteles, apartamentos de lujo de alquiler, oficinas, museo de arte de cinematografía, salas de cine, teatro IMAX y conexiones Wi-Fi gratuitas para los visitantes. Durante la Copa Mundial FIFA se instalaron grandes pantallas de televisión donde se proyectaban los partidos para los espectadores que se sentaban en el centro de la plaza.

El elemento más impresionante de esta plaza elíptica es su cubierta, compuesta por una gran viga perimetral apoyada en los edificios del contorno, de la que parten una serie de cables que convergen en el centro, donde sostienen una aguja de acero que atiranta una superficie de vidrio y tejido de la cubierta. Esta solución garantiza la ventilación y la iluminación natural, protegiéndolo de las inclemencias climáticas. Transforma el espacio público en espacio comercial, diseñado con un enfoque paisajista, interiorista y con vinculo directo al “marketing”; en busca de la imagen de la ciudad tradicional tematizándola, pero negando lo que ocurre en su exterior. El propósito es crear un estado ferviente de consumismo como estrategia propia del “shopping mall”.

 

Para llegara a la gran plaza central hay que atravesar una serie de callejones y plazoletas que nos envuelven en un mundo artificial de oficinas, viviendas, restaurantes, cafes, comercios… Con fachadas brillantes y diversas, variedad de vegetación y mobiliario urbano.

  

La Torre compone, junto con el rascacielos de Kollhof, la puerta de acceso a la nueva Potsdamer Platz. Su arquitectura “high tech” recuperan la vanguardia maquinista de la Europa de los 20. Recupera muchos sentidos de la tradición moderna: dinamismo, juego volumétrico, transparencia (mediante el muro cortina de cristal), resolución constructiva, ajuste al programa e imagen tecnológica. Consta de 26 pisos y alcanza una altura de 103 metros. Arranca con una planta semicircular que mira hacia la Potsdamer Platz: un núcleo central de servicios y modulos de oficinas en torno a él.

– TORRE KOLLHOFF:

Proyecto: Torre Kollhoff / DaimlerChrysler Highrise Building
Dirección: Potsdamer Platz, Berlín
Tipología: Edificio Oficinas
Autor: Hans Kollhoff
Año del proyecto / Construcción: 1995 / 1999
Bibliografía:
Localización 

La Torre Kollhoff, sede de la empresa Daimler Chrysler, es un un rascacielos con una fachada de ladrillos según el modelo norteamericano. Su estilo habla un lenguaje de formas tradicional, en el que hace suyos motivos clásicos y utiliza materiales tradicionales.

 

Un volumen de composición tripartita se va escalonandoo hasta su coronación donde se remata con un mirador. Bandas horizontales alinean los huecos y contrarrestan la naturaleza vertical de este edificio. En planta baja, un zócalo de dos alturas da acceso a las tiendas (a nivel de calle) y a un gran atrio de seis alturas contenido entre las alas posteriores del edificio. La sobriedad formal del edificio se manifiesta también en el empleo de los materiales: granito en el zócalo y klínker en fachada; dándole una natrualeza pétrea al edificio.

Kollhoff estudió arquitectura en Karlsruhe. Después de su diploma en 1995 se fue con una beca del DAAD a Nueva York. Allí estudió en la Universidad de Cornell, en la que más tarde él mismo impartiría clases. Ya en 1978 – de regreso en tierras alemanas – fundó su propio despacho en Berlín que desde 1984 dirige con su compañera Helga Timmermann. Siguieron otras aperturas de oficinas en Rotterdam y en Rotkreuz (Suiza). En Suiza, Kollhoff es desde 1990 también profesor para arquitectura y construcción en la escuela superior técnica de Zurich.

– PRICEWATERHOUSE COOPERS:

Proyecto: PricewaterhouseCoopers Building
Dirección: Potsdamer Platz, Berlín
Tipología: Edificio Oficinas
Autor: Renzo Piano, Christoph Kohlbecker
Año del proyecto / Construcción: 1994 / 1998
Bibliografía:
Localización

Junto con la Torre de Oficinas de Kollhoff, el edificio constituye como una especie de puerta de acceso a la zona Daimler Chrysler. Estos dos edificios en ángulo y enfrentados forman una especie de “propileos” modernos, en el cual, la trasparente torre de Piano se opone a la masiva torre de Kollhoff.

El edificio de 18 plantas, con una altura de casi 60 metros, se encuentra en un solar triangular entre la “Alte Potsdamer Strasse” y el nuevo parque de “Linkstrasse”. La forma del solar determina la apariencia afilada como la proa de un barco hacia la Potsdamer Platz.

  

Las dos paredes de vidrio que forman la punta son rectas con revestimientos metálicos longitudinales de dimensiones pequeñas. También la arista se encuentra revestida en toda su longitud. Estos materiales y su composición confieren a todo el edificio una sensación de ligereza, dinamismo y continuidad. Bajo el ángulo agudo, subrayado por un saliente en voladizo, se encuentra el acceso. Algunas partes del edificio están revestidas con lamas de terracota de color ocre. Estos colores cálidos consituyen un elemento de continuidad y relación con el centro antiguo y con los otros edificios que se construyeron en el área Daimler Chrysler. Además, en este edificio, crea un contraste visual y cromático con las paredes de vidrio.

 

– OFICINAS DAIMLER BENZ Y VIVIENDAS:

Proyecto: Oficinas Daimler Benz
Dirección: Linkstrasse nº2 y nº4, Berlín
Tipología: Edificio Oficinas y Viviendas
Autor: Richard Rogers
Año del proyecto / Construcción: 1993 / 1999
Bibliografía:
Localización

El programa cuenta con 3 unidades de viviendas y oficinas. Richard Rogers tuvo en cuenta la relación con el entorno urbano y creando un sofisticado sistema estructural. El edificio está regido por principios compositivos. El conjunto de los tres edificios tienen un volumen total de 60000 metros cuadrados, compuestos de dos edificios para oficinas y tiendas, y un tercer edificio con tres niveles de tiendas y 72 apartamentos. El Plan Director de Renzo Piano obligaba esta mezcla de usos (viviendas, comercio y oficinas), siguiendo la manzana tradicional de Berlín de no más de 9 plantas, y utilizando paneles de terracota en la fachada.

Uno de los principales objetivos del proyecto fue crear un innovador edificio de poco consumo energético y con una gran calidad de comfort para el ususario. El edificio se abre a la direccion Sureste, hacia el parque, permitiendo que la luz entre en el patio, atrio y en los espacios interiores. Todas las oficinas y apartamentos tiene un contacto directo con el parque.

  

El Plan General proponía que la entrada a las oficinas se situase en el nivel 2 a una altura de 10 metros, y que las viviendas se dispusieran en el nivel 3 a 13 metros. Este posible inconveniente se convirtió en uno de los principales argumentos del proyecto: la apertura de los tres bloques enfatiza la circulación vertical. La espectacular secuencia de escaleras, escaleras mecánicas y ascensores crea una clara distribución y una conexión directa entre el nivel de entrada y el parque.

Todos los espacios de oficinas tienen ventilación natural, usando refrigeración gratuita durante la noche y la radiación solar en el atrio.  El edificio que alberga las viviendas tiene un sistema de vidrio soportado por una estructura de acero rellena de agua que actúa como un radiador en invierno. Con dispositivos controlados electrónicamente para protegerse del sol y con ventanas practicables, se minimiza el calentamiento solar y se maximiza la ventilación natural durante el verano.

 

Las viviendas se disponen entorno a un patio aterrazado de forma que  pueden disfrutar de las vistas al parque. Las unidades están diseñadas para optimizar la energía solar pasiva, ventilación natural y la luz diurna. Las superficies con vidrio en las fachadas Noreste y Noroeste son comparativamente pequeñas para reducir la pérdida de calr durante los meses de invierno. Mientras que la alta superficie de vidrio en elas fachadas Sureste y Suroeste crean una jerarquía de espacios con las salas de estar abriéndose al patio interior y con los dormitorios situados en la orientación Noreste y Noroeste.

 

– EDIFICIO DE LA VOLKSBANK:

Proyecto: Edificio de la Volksbank
Dirección: Linkstrasse, Berlín
Tipología: Edificio Oficinas
Autor: Arata Isozaki, Steffen Lehmann
Año del proyecto / Construcción: 1994 / 1998
Bibliografía:
Localización 

El edificio alberga cuatro usos: 1200 oficinas del banco “Berliner Volksbank”, tiendas, centro de conferencias y galería de arte. Bajo el edificio pasa una calle que permite conectar los distintos usos, creando una circulación interior.

El edificio se sitúa en el ángulo sureste del área Daimler-Benz. Está compuesto por dos bloques paralelos que se desarrollan siguiendo la forma trapezoidal del solar. Esto crea una fachada inclinada que se alinea a la vía. Los dos edificios están separados unos 17 metros, pero están unidos mediante cinco puentes de tres alturas. La sucesión de estos puentes crea particulares efectos de perspectiva. Bajo esta estructura de portales se encuentra un jardín interior abierto al público, con un recorrido peatonal.

En las fachadas exteriores aparecen bandas horizontales y verticales por el uso de múltiples materiales de revestimiento, de color marrón y ocre. Las fachadas en su parte inferior están completamente acristaladas y retranqueadas respecto de la línea de la calle. En este zócalo se apoyan las ses plantas superiores, tratadas como una pared continua organizada en una malla con tres capas: el vidrio de las ventanas y los dos colores del revestimiento. Las fachadas del piso inferior y los dos pisos superiores retranqueados presentan una forma ondulada.

 

– DEBIS-HAUS:

Proyecto: Edificio Debis-Haus
Dirección: Potsdamer Platz, Berlín
Tipología: Edificio Oficinas
Autor: Renzo Piano
Año del proyecto / Construcción: 1994 / 1997
Bibliografía:
Localización

Fue el primer edificio en ser construido tras el proyecto de remodelación de la Potsdamer Platz. El edificio alberga la sede de la empresa de servicios Daimler-Benz, y ocupa un gran solar trapezoidal que se enfrenta a un nuevo espacio triangular de agua ligado al vecino canal “Landwehrkanal”.

El edificio se compone de dos partes: una torre (llamada Torre Debis) situada en el extremo sur del solar, y un cuerpo más bajo. En su conjunto, el exterior está articulado en cuatro bloques de volumen creciente, y terminados con la Torre Debis, de 60 metros de altura. Para este rascacielos, Piano evitó la típica arquitectura berlinesa de principios del siglo XX, caracterizada por muros pesados. Para ello proyectó un edificio de fachadas de vidrio que le confieren ligereza y transparencia.Su aspecto plástico está acrecentado por la presencia de cuerpos que sobresalen y se retranquean.

En la coronación de la esbelta torre, donde se sitúa el conducto de ventilación del “Tiergartentunnel” que transcurre bajo esta zona y cuya entrada está situada a la izquierda, despunta el logo de Debis, un cubo verde esmeralda. Todas las superficies externas están revestidas con paneles de terracota de color ocre. En la esquina con la calle “Eichhornstrasse”, sobresale un voladizo de acero oscuro que indica la entrada.

 

Los bloques se desarrollan en dos alas que forman al interior un enorme atrio rectangular (de 90 x 14 metros, y 33 metros de altura) cubierto con una superficie vidriada. Esta zona está concebida por Piano como una plaza, un foro público cuyas fachadas internas están revestidas de paneles vidriados que contribuyen a desmaterializar el muro.

  

– CINE IMAX:

Proyecto: Cine IMAX
Dirección: Marlene-Dietrich-Platz, Berlín
Tipología: Cine
Autor: Renzo Piano
Año del proyecto / Construcción: 1994 / 1997
Bibliografía:
Localización 

El edificio para el cine Imax está constituido por un cuerpo cilíndrico (donde se sitúa un restaurante panorámico) enfrentado a la plaza Marlene-Dietrich-Platz. El edificio está cubierto con una pantalla de vidrio tridimensional que en los laterales permiten mostrar el hemisferio de la sala interior. Las superficies exteriores están revestidas con paneles de terracota.

En el interior, el espacio más espectacular está formado por la enorme esfera de la sala hipertecnológica que se provee de los últimos avances técnicos para la proyección en 3D. La enorme pantalla sobre la que se proyectan las películas de 3D tiene una superficie de 550 m2. La cáscara exterior de la esfera está recubierta con láminas de cerámica de color azul que permite que la sala sea visible desde lejos.

– TEATRO Y CASINO:

Proyecto: Teatro y Casino
Dirección: Marlene-Dietrich-Platz, Berlín
Tipología: Centro de Ocio
Autor: Renzo Piano
Año del proyecto / Construcción: 1994 / 1997
Bibliografía:
Localización 

El Teatro Musical de Berlín y el Casino están separados entre sí. El lado posterior del complejo se desarrolla en paralelo a la Staatsbibliothek de Scharoun, con la que intenta integrarse desde un punto de vista formal y por los materiales utilizados. De hecho, el edificio presenta una planta irregular, cuyos volúmenes angulosos y techos que sobresalen ofrecen una expresiva asimetría con la obra de Scharoun. Todo el edificio está revestido por diversos materiales como el vidrio, ladrillo, acero, paneles prefabricados, etc.

El Teatro Musical de Berlín alberga el Teatro de variedades (700 localidades), y el Teatro para conciertos musicales (1700 localidades). El edificio forma una unidad arquitectónica con el Casino de Berlín. Las dos secciones se disponen con divergentes fachadas de vidrio frente a la plaza Marlene-Dietrich-Platz, creando un triángulo que está cubierto con una marquesina de acero. Esto crea una plaza dentro de la plaza, un espacio cubierto que constituye el foyer abierto para el teatro y para el casino. El vértice de esta plazoleta se ha dejado abierto, de modo que se puede entrever el edificio de Scharoun. La cubierta fe concebida como una lámina que corta el complejo.

– HOTEL HYATT:

Proyecto: Hotel Hyatt
Dirección: Marlene-Dietrich-Platz, Berlín
Tipología: Hotel
Autor: Rafael Moneo
Año del proyecto / Construcción: 1994 / 1997
Bibliografía:
Localización

El edificio encargado por la Daimler Chrysler se encuentra en la Marlene-Dietrich-Platz. Alberga la filial berlinesa de la lujosa cadena hotelera americana, ocupando las nueve plantas del edifcio. En su interior se disponen 344 habitaciones, lujosas suites y espacios para congresos. Como otras construcciones de Moneo, este edificio se caracteriza por las soluciones compositivas clásicas y la atención a las funciones expresivas de los materiales y las técnicas constructivas de los maestros del siglo XX.

Con sus líneas simples, tanto en la planimetría como en las fachadas, se diferencia claramente de las otras construcciones que se encuentran en la plaza. Moneo realizó una construción compacta y clásica, cuyas paredes lisas están ritmadas por una articulación regular de las ventanas, que siguen una malla geométrica. Todas las fachadas están revestidas con arenisca roja, color que resalta al edificio frente al contexto. Los interiores han sido decorados por Wettstein.

 

– OTTO BOCK SCIENCE CENTER MEDIZINTECH

Proyecto: Otto Bock Science Center
Dirección:  Eberstrasse, Berlín
Tipología: Centro tecnológico
Autor: Gnädinger Architekten
Año del proyecto / Construcción: 2008
Bibliografía:
Localización

El edificio se sitúa en Eberstrasse, entre Potsdamer Platz y la puerta de Brandemburgo. La organización dinámica y orgánica del edificio se debe a principios de la naturaleza, como modelo de armonía entre la teconología y los humanos.

La instituición invita a vivir experiencias interactivas y permite transmitir conocimientos a través de instalaciones con tecnología multimedia. Bajo el lema “Discover what moves us”, esta empresa dedicada a la tecnología médica ofrece infomación tanto para profanos como expertos en el tema.

Los tres pisos del edificio, que suman un total de 450 metros cuadrados, constituyen un escaparate de la tecnología médica abierto a todo el mundo. El visitante aprende de forma práctica la complejidad de los movimientos aparentemente simples, tales como andar o sujetar objetos. Allí se demuestra claramente cómo la comprensión de los procesos biológicos sirve de inspiración a la investigación y al desarrollo en el ámbito de la tecnología médica.

Algunos ejemplos prácticos dan una idea general de anatomía humana y biónica. También se recalca la importancia que tienen para las personas discapacitadas las innovaciones de la tecnología médica. Los visitantes del Science Center Medical Technology pueden observar directamente la funcionalidad de las prótesis, ortesis o sillas de ruedas, por ejemplo, en un circuito virtual en el Pariser Platz de Berlín.

El exclusivo diseño de la fachada se ha inspirado en la estructura de las fibras musculares. Cuando anochece, la iluminación “Walker” atrae aún más las miradas. Con tan sólo 15 puntos luminosos móviles se recrea la característica marcha humana de una forma asombrosa.

   

Los pisos superiores del edificio se utilizan para las reuniones con los expertos en técnica ortopédica, medicina y terapia rehabilitadora, así como para los seminarios de la Otto Bock Academy. También incluyen un centro de competencia con un taller de ortopedia, en el cual se hacen demostraciones prácticas de los más modernos tratamientos para los pacientes. Los responsables de la arquitectura del edificio son Gnädinger Architekten. El diseño de las salas de exposición y medios audiovisuales estuvo a cargo de ART+COM Berlin.

La firma Otto Bock fue fundada en Berlín hace 90 años como una joven empresa start-up y en la actualidad es líder en el mercado mundial del sector de la protésica, con filiales en 40 países de todo el mundo. Otras áreas de negocio son la ortésica, las sillas de ruedas y desde 2006 también la neuroestimulación. Todas las actividades nacionales e internacionales se coordinan en la central de la empresa situada en Duderstadt, en el sur de la Baja Sajonia.

 

– DALÍ MUSEUM BERLIN. DALÍ: LA EXPOSICIÓN:

En Leipziger Platz se inauguró en Febrero de 2009 el primer museo permanente dedicado enteramente a Dalí en Berlín.

Además de clásicos como su primer trabajo litográfico para la edición parisina de Don Quichotte de Joseph Foret (1957), sus xilografías sobre La divina comedia de Dante Alighieri, o su escultura El ángel surrealista, podrán contemplarse en el museo obras menos conocidas e inéditas hasta ahora en Berlín.

 

El edificio tendrá una superficie total de 1.400 metros cuadrados divididos en dos plantas, que servirán para ofrecer al visitante una mirada al universo surrealista desde el mundo real.

  

Para lograr reunir las diferentes colecciones privadas en una sola muestra, así como para reflejar -desde una perspectiva arquitectónica- la compleja personalidad de Dalí, se han construido dos escaleras y varias estancias muy heterogéneas.

 

Una estructura complicada, donde la pared llega incluso a desempeñar el papel de soporte de la obra, y en la que se juega además con las luces y sombras para recrear la personalidad del controvertido y excéntrico Dalí y su lema de «surrealismo para todos».

~ by lostonsite on 11 octubre, 2009.

Alemania, Berlín, Viajes

Leave a Reply




 
A %d blogueros les gusta esto: